Los fluidos refrigerantes para el aire acondicionado dañinos para la atmósfera

EdificaeVilssa

Magazine arquitectura y construcción

Los fluidos refrigerantes para el aire acondicionado dañinos para la atmósfera

Los fluidos refrigerantes para el aire acondicionado, el HCFC y el CFC, los tradicionales fluidos refrigerantes

Palabras clave: Los fluidos refrigerantes para el aire acondicionado, hcfc, cfc

Los fluidos refrigerantes para el aire acondicionado dañinos para la atmósfera. El problema fundamental de los sistemas de aire acondicionado es el uso de fluidos refrigerantes que suelen ser perjudiciales para el medio ambiente y contribuir al efecto invernadero y la destrucción de la capa de ozono.

Tradicionalmente se han empleado los CFC y los HCFC como líquidos refrigerantes y ambos suponen un problema desde el punto de vista medioambiental

Características de los fluidos refrigerantes CFC. Los CFC han sido los refrigerantes más utilizados desde hace muchos años, estos fluidos se dejaron de producir en el año 1996. Sus características son:

-Los refrigerantes CFC tienen un ODP elevado, y actualmente no se están fabricando. No son inflamables ni explosivos, aunque se descomponen en presencia de llama dando lugar a un gas irritante llamado fosgeno.

-El hecho de que se produzca este gas en presencia de llama hace que se tenga que ventilar los locales cuando se manipulen refrigerantes de este tipo y existan posibilidades de contacto con llama o superficie incandescente.

-Permanecer más de dos horas en una atmósfera con más del 10% de estos refrigerantes puede causar graves molestias al organismo humano.

-En estado líquido son incoloros. Inodoros mezclados con el aire, aunque en estado puro presentan un ligero olor a éter.

-Las temperaturas de descarga del compresor son moderadas.

-No son compatibles con el magnesio ni con aleaciones de este material y 
su miscibilidad con todo tipo de aceite es elevada.

-Para detectar las fugas se pueden utilizar los métodos tradicionales como la espuma de jabón, pasando por las lámparas halogenadas, los detectores de fuga electrónicos, hasta las lámparas ultravioletas.

Fluidos  refrigerantes HCFC, al igual que los CFC, se está reduciendo la producción de los HCFC  por su alto grado de contaminación.

Los HCFC tienen las siguientes características:

-Son refrigerantes del primer grupo, de alta seguridad.

-No son inflamables ni explosivos.

-Se descomponen en presencia de llama dando lugar a un gas irritante llamado fosgeno; por lo que habrá que tomar las mismas precauciones que con los CFC.

-Permanecer más de dos horas en una atmósfera con una concentración superior al 10% de este refrigerante causa graves molestias.

-En estado líquido son incoloros, inodoros mezclado con el aire, aunque en estado puro presentan un ligero olor a éter.

-Su solubilidad con los aceites es peor que la de los CFC y disminuye con la temperatura.

-Por esta razón las tuberías deben ser calculadas e instaladas cuidadosamente.

-En muchos casos se hace recomendable la instalación de un separador de aceite, para garantizar el retorno de éste al compresor.Principalmente en aplicaciones de baja temperatura.

-Son compatibles con los lubricantes del tipo alquilbenceno.

-Con los aceites minerales la miscibilidad disminuye.

-Para detectar las fugas se pueden utilizar los métodos tradicionales como la espuma de jabón, pasando por las lámparas halogenadas, los detectores de fuga electrónicos, hasta las lámparas ultravioletas.

Cómo puedes ver, tanto el HCFC y el CFC son fluidos que resultan perjuciales al medio ambiente, actualmente se estan utilizando los fluidos HFC, que son menos nocivos con la atmósfera, en todo caso y tal y como hemos comentado en otras ocasiones desde Vilssa, las mejores estrategias para el enfriamiento de nuestros edificos son las estrategias pasivas que parten de un diseño optimizado y del aprovechamiento inteligente de las condiciones del entorno.

Los fluidos refrigerantes para el aire acondicionado, el HCFC y el CFC, los tradicionales fluidos refrigerantes

Fuente de la información: Asefosam, encuentra información extendida aquí

Fuente foto: fincadelia.

®redactado por equipo editorial de construccion.vilssa

    COMPÁRTELO

Artículos de construcción relacionados

Deja un comentario